jueves, 13 de octubre de 2016

Mejorar la coordinación entre los distintos niveles de gobierno en Colombia permitirá a una inversión pública más eficiente – OCDE



La inversión pública en Colombia ha aumentado sustancialmente en los últimos años hasta alcanzar casi el 4% del PIB, una cifra superior a la media OCDE de 3.2%. Sin embargo, según indica un nuevo informe de la OCDE, para hacer frente a la brecha en infraestructuras y para superar las desigualdades territoriales será necesario que el país mantenga y amplíe sus esfuerzos en materia de inversión.

Colombia se encuentra rezagada con respecto a otros países latinoamericanos y a la mayoría de los países miembros de la OCDE en cuanto a la cantidad y la calidad de su infraestructura. El país tiene importantes necesidades de infraestructura en distintos sectores que abarcan desde los sistemas de transporte hasta el abastecimiento y gestión del agua, pasando por las tecnologías de la información y comunicación (TIC) o la vivienda.

Según el informe, Inversión Pública más Eficiente en Colombia: Mejorar la Gobernanza Multinivel (solamente en inglés; resumen ejecutivo disponible en español), es necesario seguir incrementando de manera sostenida la tasa de acumulación de capital (medida por la razón inversión-PIB) con el fin de mejorar los niveles de productividad y de PIB per cápita. Al igual que otros países que buscan alcanzar mayores niveles de desarrollo, el desafío para Colombia es mantener su nivel de inversión pública a largo plazo, para evitar caer en la llamada trampa del ingreso medio y hacer frente a las enormes necesidades de infraestructura que tiene el país.

En la presentación del estudio hoy en Bogotá, el Secretario General de la OCDE, Angel Gurría resaltó que “una inversión pública eficaz y bien enfocada es clave para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible y promover un desarrollo más inclusivo. En la actualidad, la financiación sostenible de la inversión pública se enfrenta a nuevos desafíos. Colombia debe mantener la estabilidad fiscal y, simultáneamente, fortalecer la capacidad de los gobiernos sub-nacionales para recaudar ingresos públicos adicionales que permitan financiar las necesidades de inversión.”

En los últimos años, Colombia ha logrado avances notables en el fortalecimiento de su economía y en la reducción de la pobreza. Entre 2005 y 2015, el país registró una tasa promedio de crecimiento anual de 4.5%. Esto ha contribuido a una reducción de los niveles de pobreza, que muestran una disminución de 49% a 28% de la población entre 2002 y 2014. Por su parte, la inversión pública, que solía ser baja en Colombia, ha aumentado notablemente desde el 2010.

Estas mejores condiciones macroeconómicas y fiscales también han creado un ambiente favorable tanto para la inversión pública como para la privada. La inversión privada ha aumentado de un 12,5% del PIB en el 2000, a 22,5% en el 2014. Los flujos de inversión extranjera directa, que se beneficiaron del auge de precios de las materias primas hasta 2014, también se han incrementado sustancialmente en los últimos años.

El país ha mejorado las condiciones para favorecer la participación del sector privado en infraestructura y lanzó un programa de cuarta generación de Alianzas Público-Privadas. Al mismo tiempo, la reforma al sistema de ingresos provenientes de la explotación de los recursos naturales no renovables del año 2012 ha hecho posible que la inversión pública sea más incluyente, redistribuyendo recursos de forma más equitativa en todo el territorio. Sin embargo, no se debe perder de vista que la calidad de la inversión no es solamente una cuestión de recursos, sino también de eficiencia. Se trata también de establecer las prioridades de manera más estratégica, responder a las necesidades locales y, ante todo, asegurar que las inversiones se traducen en una mejora de los niveles de vida de las personas.

En Colombia, al igual que en el resto de la OCDE, las municipalidades y los departamentos ejercen el 58% de la inversión pública. Es por esta razón que la gobernanza de la inversión a nivel subnacional es clave; invertir ha dejado de ser tarea exclusiva de los gobiernos nacionales y la coordinación entre todos los diferentes niveles de gobiernos es indispensable para aprovechar al máximo los recursos. En este sentido, la OCDE adoptó en 2014 la Recomendación del Consejo sobre Inversión Pública Efectiva en todos los Niveles de Gobierno (solamente en inglés), un instrumento legal destinado a ayudar a las diferentes administraciones públicas a coordinar y fortalecer su capacidad de inversión. 


Resumen ejecutivo en español: Inversión Pública más Eficiente en Colombia: Mejorar la Gobernanza Multinivel

No hay comentarios.:

Publicar un comentario