viernes, 10 de marzo de 2017

La nueva y moderna revolución Industrial



Desde hace algunos años hay una tendencia a la digitalización y modernización en los procesos de manufactura, vertical denominada como la industria 4.0, que incluye la promesa de una nueva revolución industrial que transforme la historia de la manufactura.




Esto implica que el mundo digital se encuentra en constante crecimiento a través de las áreas de TI y comunicaciones, con el fin de trabajar en conjunto para transformar los procesos industriales tradicionales y modificar las diversas áreas productivas, haciendo más flexible la producción, el flujo de información y coordinan la distribución, y el proceso de posventa, todo ello con menores costos de operación.




Dada la creciente adopción de Internet of Things comúnmente conocida como IoT y de la movilidad en las empresas, hace que las compañías reconsideren la fiabilidad y seguridad de su infraestructura de red, que se está viendo sometida a soportar la utilización creciente por sus empleados de sus aplicaciones y dispositivos móviles en los centros de trabajo y la adopción de IoT en los diferentes departamentos. De acuerdo con un informe del último año de Gartner, se prevé que en 2020 estén operativos más de 20,800 millones de dispositivos, dada que esta combinación de movilidad e IoT crea la necesidad de que las redes proporcionen mayor robustez, seguridad, cobertura inalámbrica y prestaciones, y tengan la capacidad de transportar tráfico de IoT y por supuesto conlleve a una revolución en ejes como la producción industrial.




Bajo este contexto, la industria manufacturera se enfrenta a cambios en varios frentes como avances en cuanto a los procesos de fabricación, materiales, máquinas inteligentes y automatizadas, así como otras tecnologías que derivan en una nueva era de producción. La relación entre las técnicas avanzadas de manufactura y TI, datos y analítica, está generando una nueva revolución industrial que invita a los líderes de la industria a combinar innovaciones tecnológicas y tecnología operacional para crear valor en nuevas y diferentes formas.




Innovadoras formas de producción

Cada vez más empresas comprueban cada día que la IoT aporta grandes beneficios y crea un gran flujo de datos que se pueden almacenar y explotar permitiendo la interconexión de la tecnología. Este ecosistema de conectividad proporciona a las compañías una amplia visibilidad de los eventos operacionales de sus organizaciones, siendo esta visión accesible a través de la nube, en cualquier momento y en cualquier lugar. Cada vez más personas ven los datos como un recurso sin explotar que va ganando valor en las operaciones y procesos empresariales, ya que permiten hacer más con menos recursos.




Mientras el internet de las cosas gana potencia, los tomadores de decisiones deben estar preparados para hacer frente a las implicaciones tecnológicas y de servicio que supone la implementación de soluciones tecnológicamente modernas. Se deben superar obstáculos para obtener las ventajas de la IoT, algo que comienza por ordenar los datos de manera que sean procesables.




Durante los últimos años, las compañías han adoptado una amplia gama de tecnologías basadas en dispositivos inteligentes para mejorar la visibilidad de los procesos y operaciones. La mayoría de esas tecnologías incluían sistemas de posicionamiento global, identificación por radio frecuencia, códigos de barras, sensores ambientales para realizar un seguimiento y comunicar el movimiento de los activos físicos y así reducir los problemas empresariales.




Sin embargo, sólo desde hace un poco tiempo, los dispositivos habilitados para la IoT están siendo aceptados como método clave para proporcionar visibilidad de manera instantánea de las cadenas de suministro, centros de distribución y puertos terrestres y marítimos, así como para ayudar a asegurar instalaciones de interior y exterior. En un entorno de procesos muy ajustados, contar con dispositivos que proporcionan información en tiempo real permite a las empresas utilizar esta visibilidad para eliminar la ineficiencia.




“Tener visibilidad tecnológica permiten a una empresa tomar mejores decisiones e innovar. Igualmente permite mejorar el seguimiento de activos, lo que a su vez aumenta la calidad del producto al tiempo que reduce los gastos operativos y de inversión”, afirmó David Rodríguez, responsable de soluciones de Networking de Alcatel-Lucent Enterprise, para América Latina.




Ante este panorama, Alcatel-Lucent Enterprise tiene disponibles productos de infraestructura de red que abordan dos áreas importantes que están conformando las actividades digitales del mañana en las manufactureras: la movilidad y la IoT. Ya que estas soluciones, soportan las funcionalidades de movilidad e Internet de las Cosas y se apoyan en las tecnologías de procesamiento inteligente, Acceso unificado y una conversión de datos útiles y relevantes propiciando una toma de decisiones bien fundamentada de la compañía.




“Es fundamental que la industria manufacturera enfoque sus objetivos de negocio, saber en dónde jugar dentro de los ecosistemas de tecnología emergentes, así como identificar cuáles son las tecnologías tanto físicas como digitales que le ayudarán al cumplimiento de sus objetivos empresariales”, finaliza David Rodríguez.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario