martes, 29 de noviembre de 2016

Operadores Móviles Virtuales pueden resolver el problema de la Conectividad en las Comunidades Rurales



El crecimiento de la telefonía móvil y banda ancha se concentra en gran medida en las zonas urbanas o semiurbanas. Casi la mitad de la población mundial vive en zonas rurales y remotas con mínimas o nulas opciones de comunicación, dejando a miles de millones de personas desconectadas. La mayor parte de estas áreas requieren servicios básicos de comunicación como la telefonía de voz y mensajería que no son implementados por las grandes compañías de telecomunicaciones.

En América Latina y el Caribe, 1 de cada 10 personas no tienen conectividad móvil en sus comunidades y las compañías de telecomunicaciones no están dispuestas o no pueden invertir en estas áreas debido al bajo ROI, indica el Informe sobre Inclusión Digital en América Latina y el Caribe realizado por GSMA.

Desconectados socialmente, los residentes en estas áreas son incluso incapaces de acceder a información crítica para su crecimiento, por ejemplo, los agricultores no reciben noticias sobre el precio actual de sus productos en el mercado o el cambio más reciente en las condiciones climáticas. La falta de conectividad representa un impedimento sobre las oportunidades que pudieran tener para expandir su comercio de manera regional, nacional e incluso global.

Fuera del mapa para las grandes compañías, una oportunidad para tele-preneurs

Los principales obstáculos que enfrentan los operadores de redes móviles en la creación de una estación base móvil, en estas comunidades, es el alto capex (inversiones en bienes de capitales) y el alto opex (gastos de funcionamiento) involucrados en el desarrollo de la infraestructura para mantener la instalación. Las conexiones de fibra terminan siendo mucho más costosas en áreas rurales, como resultado no hay el nivel de conectividad a un precio razonable.

Al mismo tiempo, la necesidad de una inclusión digital es preponderante y ya ha sido reconocida por los gobiernos. Las reformas de telecomunicaciones en México, por ejemplo, permiten a individuos y pequeños grupos establecer conexiones móviles en lugares donde los grandes operadores de redes móviles no lo han hecho.

En Oaxaca en 2013, un pueblo cafetalero aislado de la red, decidió terminar su espera por el gigante de las comunicaciones para ayudarles a conectarse con el mundo exterior y se hizo cargo de sus propias necesidades de conectividad, creando su propia micro-red celular.

“Omoco representa un nuevo modelo de negocio de microtelecom, siendo una solución de red fácil de instalar y rentable para el problema de la desconexión rural. Cuenta con una plataforma de comunicación inalámbrica rural para conectar zonas remotas y crear redes de comunicación en pueblos o comunidades y puede ser implementada por integradores de sistemas o aspirantes a entrepreneurs”, comenta Bhawana Daga, Directora de Marketing y Comunicaciones de Omoco.

Te puede interesar esta información (en inglés) acerca del modelo de negocios de Omoco para los entrepreneurs.

Las soluciones de Omoco pueden integrarse con VoIP o cualquier red de telefonía móvil, haciendo entrega de voz, servicios SMS y de datos en zonas rurales de bajos ingresos, un negocio muy viable, ya que elimina el alto costo típico de una implementación de red tradicional.

Conoce (en inglés) las soluciones de Omoco.

“Un tele-preneur puede convertirse en un proveedor de servicios de voz y datos en zonas rurales, e iniciar una red de comunicación en comunidades lejanas y conectarlas al mundo exterior a través de un operador de VoIP con la ayuda de Omoco, una infraestructura de micro-redes fácil de instalar, todo en una caja compacta. Es una solución rentable e ideal para el problema de la desconexión rural”, concluye Bhawana.

Conocer (en inglés) la oferta de Omoco para Comunidades Rurales.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario