El 80.2% de las empresas esperan una vulneración provocada por un ciberataque este año




por Víctor Ruiz, fundador de SILIKN y mentor del Centro de Ciberseguridad 05000

El mejor ataque es una buena defensa. Comprender cómo prevenir una infracción antes de que suceda es muy importante para proteger su empresa de un ciberataque. Pero dado que — de acuerdo con un estudio de la unidad de investigación de SILIKN — el 80.2% de las empresas esperan una vulneración provocada por un ciberataque este año, es hora de tener un plan de respaldo. Si su organización se convierte en el objetivo de un ataque, querrá estar preparado, en lugar de estar en estado de pánico.

¿Cómo hacer frente a un ataque cibernético?

La ciberseguridad no es un simple problema técnico que deba resolver el departamento de sistemas. Cada vulneración de datos viene con sus propias características. Los ataques cibernéticos pueden presentarse de muchas formas, como phishing, malware, ingeniería social o ransomware. Los efectos de estos ataques pueden ser devastadores y costarle a una organización un alto precio, además de dañar notablemente su reputación.

¿Detectó actividad sospechosa en su organización? Tendrá que actuar con rapidez para contenerla. El tiempo que lleva reaccionar y contener es fundamental para su organización. Evalúe los riesgos y determine si necesitará llamar a expertos para investigar, erradicar y ayudarlo a recuperarse.

Si sus datos se ven comprometidos, querrá poder implementar un plan de respuesta a incidentes rápidamente. Primero deberá asignar roles. Establezca los pasos que deberá seguir para garantizar que se recuperen los procesos, los sistemas y las redes principales. Tenga listo un plan de comunicación interna.

Su plan de respuesta a incidentes debe estar actualizado y probado recientemente para detectar lagunas y nuevas amenazas. Lo último que querrá hacer después de una vulneración es confiar en un plan obsoleto. También debe adaptarse al flujo de trabajo de su organización. Todos los involucrados deben tener de antemano una comprensión clara de sus responsabilidades.

Además, querrá conocer las leyes y regulaciones de su área. Algunas regulaciones de ciberseguridad requieren que las organizaciones revelen cualquier vulneración dentro de las siguientes 72 horas. Comprenda quiénes fuera de su organización deben ser notificados de inmediato, como consumidores, socios comerciales, equipos legales y autoridades.

Volver a la normalidad en el negocio no es tan sencillo. El aprendizaje es clave aquí. Después de una vulneración, es importante que su equipo evalúe qué salió bien durante la respuesta al incidente y qué se pudo haber manejado mejor. Esto le ayudará a tener una mejor respuesta a un incidente en el futuro y a prevenirlo.

Después de un ciberataque, no solo tendrá que fortalecer su plan de respuesta a incidentes, sino también actualizar su seguridad. La ciberseguridad no solo se presenta en forma de software y firewalls. Recuerde que la mayoría de las filtraciones de datos son causadas por negligencia de los empleados. Asegurarse de que sus empleados tengan conocimientos cibernéticos puede contribuir en gran medida a minimizar los errores humanos.

Tener un plan de respuesta a incidentes completo no significa que deba renunciar a los esfuerzos continuos para proteger su organización. La forma más eficaz de ir un paso por delante de los cibercriminales es estar preparado.

Reducir el riesgo de un ciberataque no es un proceso sencillo, por lo que en SILIKN podemos ayudarle. Póngase en contacto para crear un programa de ciberseguridad personalizado que se adapte a las necesidades de su organización. Visite: https://www.silikn.com/